Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de febrero, 2016
LA OBEDIENCIA

¿Por qué los Santos Padres colocaban la obediencia más arriba de la oración y el ayuno? Porque los sacrificios sin obediencia hacen nacer la soberbia, pero el obediente cumple lo que fue mandado a hacer y no tiene pretexto para estar orgulloso. Además, cortando la voluntad propia, escuchando a su padre espiritual, su mente esta libre de cualquier preocupación y el puede rezar con la mente limpia. El obediente piensa solamente en Dios y las palabras de su starez. En cambio, el desobediente tiene en la mente diversas cosas y esta criticando al starez, por eso no puede contemplar a Dios. La obediencia es necesaria no solamente a los monjes, sino a cualquier persona. Nuestro Señor era obediente a la voluntad de Su Padre. Los orgullosos y arbitrarios no tienen la Gracia Divina dentro de ellos y por eso no poseen nunca la paz del alma. La Gracia del Espíritu Santo penetra fácilmente en un alma humilde y obediente y le otorga paz y alegría. El que posee aunque …